Condena Papa exaltación de violencia

Original: http://www.elnorte.com/internacional/articulo/710995/

Enero 24, 2007

El mensaje fue publicado hoy debido a la festividad de San Francisco de Sales, patrono de los periodistas

Cd. del Vaticano,  Vaticano (24 enero 2007).-  El Papa Benedicto XVI lamentó la tendencia a exaltar la violencia y la pornografía en los programas de radio y televisión para niños y adolescentes, en un mensaje divulgado hoy por el Vaticano y destinado a los medios de prensa.

El Pontífice cuestionó la competencia comercial que conduce en ocasiones a los profesionales de la comunicación a rebajar el nivel de sus programas para jóvenes en la televisión, así como de los filmes y de los videojuegos.

"Toda tendencia a producir programas, incluidas películas de animación y juegos de video, que exaltan la violencia y reflejan comportamientos antisociales o que, en nombre del entretenimiento, trivializan la sexualidad humana, son una perversión", escribió.

"¿Cómo se podría explicar este entretenimiento a los innumerables jóvenes inocentes que son víctimas realmente de la violencia, la explotación y el abuso?", se interrogó el Papa.

"Exhorto nuevamente a los responsables de la industria de estos medios para que formen y motiven a los productores a salvaguardar el bien común, a preservar la verdad, a proteger la dignidad humana individual y a promover el respeto por las necesidades de la familia", subrayó.

El mensaje fue publicado hoy debido a la festividad de San Francisco de Sales, patrono de los periodistas, y será divulgado con ocasión de la 41 Jornada Mundial para las Comunicaciones Sociales, que se celebrará el 20 de mayo de 2007.

El documento, que lleva el título "Los niños y los medios de comunicación social: un reto para la educación", invita a reflexionar sobre dos aspectos importantes: la formación de los niños y la formación de los medios mismos.

"Los complejos desafíos a los que se enfrenta la educación actual están fuertemente relacionados con el influjo penetrante de estos medios en nuestro mundo. De hecho, algunos afirman que la influencia formativa de los medios se contrapone a la de la escuela, de la Iglesia, e incluso a la del hogar", advirtió.

"Para muchas personas la realidad corresponde a lo que los medios de comunicación definen como tal", observó.

En su mensaje, el Papa reconoce que se necesita que los medios se comprometan en dar una formación efectiva y ética.

"Si bien muchos operadores de los medios desean hacer lo que es justo, debemos reconocer que los comunicadores se enfrentan con frecuencia a 'presiones psicológicas y especiales dilemas éticos', de modo que a veces la competencia comercial les lleva a rebajar su nivel", señaló