Son uniones gay una vergüenza.- Obispo

Original: http://www.elnorte.com/estados/articulo/713958/

Febrero 2, 2007

Expresa el Obispo de la Diócesis Fronteriza en Piedras Negras que el primer matrimonio gay parece un teatro muy bien armado

Piedras Negras,  México (2 febrero 2007).-  La Iglesia católica de Coahuila se lanzó duro en contra del primer matrimonio gay al considerar esta acción como un "teatro" y calificarlo como una vergüenza para el estado.

Alonso Gerardo Garza, Obispo de la Diócesis Fronteriza en Piedras Negras, afirmó que la primer pareja de personas del mismo sexo que se casó en Saltillo y que provenían de Tamaulipas, un día antes de la firma del pacto ni siquiera conocían del pacto.

"Los matrimonios gay son una vergüenza y el primer matrimonio gay parece un teatro muy bien armado, pues ni son de Coahuila y manifestaron que un día antes de casarse no sabían de esta ley por lo que parece que es todo un show", dijo el jerarca católico.

Señaló que es muy lamentable que Coahuila se distinga en eso, por lo que consideró hay algo de fondo.

"Algo tiene de fondo esta situación, algún día se sabrá que es lo que hay y que lástima que Coahuila se distinga por eso", insistió.

Garza Treviño recalcó que la postura de la Iglesia es no negociable, ya que esta figura jurídica atenta contra la base de la sociedad como tal, que es la familia.

"Yo recuerdo cuando lanzamos en la Diócesis nuestra actitud en esta ley, algunas personas homosexuales defendieron nuestra postura, yo estoy seguro que entre esa comunidad hay quienes piensan de una forma y quienes piensan de otra", afirmó.

Al igual que se dijo entonces, declaró, se respeta la forma de pensar y de ser de ellos, pero definitivamente se está en contra de esta acción, pues las verdades que son no negociables continúan siendo no negociables